Idelkys Félix

Jueves, 23 Junio 2016 12:40 Visto 621 veces

PUBLICADO POR :

Webmaster Email Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Estudiante de Comunicación, Social mención Periodismo. Las constituciones democráticas de muchos países del mundo hablan de la libertad y defensa de los valores democráticos, considerando sagrada la vida de cada ser humano, el respeto a las creencias religiosas y las ideas políticas, sin distinción de raza, sexo o edad. 

¿HUMANOS O INHUMANOS?

Uno de los líderes que más ha trascendido en el mundo fue el pastor Martin Luther King, quien dijo: “Hemos aprendido a volar como los pájaros, a nadar como los peces, pero no hemos aprendido el sencillo arte de vi­vir como hermanos”.

Una importante declaración que considero oportuna para in­troducir este escrito, y es que du­rante mucho tiempo el ser huma­no ha buscado respuestas a im­portantes preguntas sobre nues­tra existencia, lo que nos rodea, lo que pensamos, en fin, el por qué de las cosas.

Para nosotros, son incógnitas profundas que llevaron décadas poder explicar, y es aquí donde me hago la pregunta ¿Por qué el ser humano es inhumano? se considera humano a la persona que siente afecto, comprensión o compasión hacia los demás y se comporta de modo digno y bueno con ellos. En cambio, el término inhumano se aplica a la persona o a la acción que es cruel y despiadada.

Si interpretamos bien, nos da­mos cuenta de que hablamos de palabras contrarias, pero existen casos donde los humanos se com­portan como inhumanos por el hecho de tener características fí­sicas de animales racionales, pe­ro que actúan de forma muy ar­bitraria.

Muertes, suicidios, ofensas, maltratos, secuestro, terror, etc... Estas y muchas más son acciones motivadas por situaciones po­líticas, económicas o religiosas ¡cuánta cobardía!

Hemos llegado a un punto donde estamos tan apegados a lo que queremos que el no con­seguir lo esperado impulsa a ata­car para obligar a otros a actuar según nuestros intereses.

Es tan fácil vivir en paz, pero lamentablemente, para muchos, sentirse así es aburrido. Es esta la misma razón por la que vemos tantos conflictos y noticias ne­gativas en los noticieros, que al investigar las causas se deben a situaciones sencillas.

¡Humanos! nuestra especie se vuelve fría, intolerante, tóxica y degradante. Nos estamos des­truyendo nosotros mismos, solo por el vano deseo de la ambición.

No nos duelen los muertos inocentes que son los que pagan el precio de los culpables, no nos afecta que una gran parte de la población mundial está sumida en la pobreza, ya esos y muchí­simos temas más nos han acos­tumbrado a las malas noticias y ya nada nos sorprende.

¡DESPERTEMOS!

Lo que hemos creado nos está dominando, poco a poco lo per­deremos todo y muchos al final terminan como inhumanos. Lo interesante de todo esto es que nosotros mismos podemos cam­biar esta situación. Mi sugeren­cia es que nos enfoquemos en ser humanos.

 

 

Modificado por última vez en Martes, 19 Julio 2016 20:39

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.