Madre: Fundamento de la vida. Uasdianas desde diferentes esferas

Por Randy Rapozo | | [email protected]

25 octubre, 2016 - 3:29 PM


Hay mujeres que sólo han alumbrado dos hijos, pero han sido madres de miles; otras que nunca concluyen su labor materna a pesar de que sus hijos ya son adultos; y hay quienes a pesar de no haber experimentado la di­cha de ser mamá, se consi­deran como una madre para toda una comunidad.

Por Yannerys Paulino

En la Universidad Primada del Nuevo Mundo son muchas las madres que cum­plen con estos estándares, muchas que desde hace decenas de años han servido como ejemplo para todos los uasdianas.

La maestra Edith Ramírez, de la Es­cuela de Enfermería, es fiel modelo de madre y desde el año 1969 forma parte de la academia como docente. Ha par­ticipado en distintas manifestaciones de las luchas reivindicativas de la Universi­dad. Es parte integral de la Escuela de En­fermería, habiendo prestado servicios en la Maternidad San Lorenzo, en el sector Los Mina; y más que una maestra, ha si­do madre por convicción de todos los es­tudiantes de las asignaturas de Metodo­logía y Enfermería que imparte.

“A mis estudiantes les enseño con la práctica, les muestro la Universidad, les instruyo sobre la Madre Nutricia, sobre la Revolución de Abril y otros eventos his­tóricos importantes. Yo entro en otro tipo de educación y hago todo lo que está a mi alcance para enseñarles”, explica la maes­tra Edith, madre biológica de dos hijos.

Pese a sus muchos años de servicio a la institución, la maestra Edith Ramírez es­pera quedarse en la academia hasta su úl­timo suspiro. Considera a la madre do­minicana como entregada y sacrificada y aspira a que todas las estudiantes jóvenes que además son madres, aprendan sobre el respeto y la responsabilidad. Les reco­mienda continuar estudiando sin descui­dar su papel principal, el de ser madres.

Otro ejemplo de entrega a la Univer­sidad es Minerva Trina Mejía, quien in­greso a la UASD en octubre de 1978. Fue jubilada en 2005 y contratada en octubre de 2008, prestando servicios en el área ad­ministrativa. La vida le favoreció con ser madre biológica de tres varones.

Entre el trabajo profesional y el de ser madre, distingue que para el primero es necesario la preparación académica y la dedicación; mientras que para la labor de madre no se necesita de una prepara­ción previa, porque es algo innato. Consi­dera de vital importancia dedicarle tiem­po a los hijos, y en el caso de trabajar fue­ra de la casa, esforzarse por darles tiempo de calidad y mucho amor.

Minerva Trina entiende que una bue­na formación académica, combinada con una educación doméstica de calidad, son claves para transmitir a los descendientes una educación hogareña que les permita actuar con responsabilidad para consigo mismos y la sociedad. Entre los aspectos de la maternidad que pueden extrapolarse al área administrativa destaca “el esmero, la responsabilidad, una visión de la tota­lidad de la familia y de la empresa o insti­tución donde se labora, saber que es par­te de un todo y que la calidad de nuestro trabajo influye en la calidad del produc­to o servicio final”.

Tomasina Concepción de Castro, me­jor conocida como Moma, es un persona­je que merodea el entorno universitario desde el año 1963, cuando administraba un negocio de comida en los alrededores del campus. Moma es una figura emble­mática de la universidad, que pese a no figurar en la nómina de la academia, los uasdianas la asumen como parte de esta.

Moma fue madre de un hijo que nació muerto, y desde entonces, sus hijos son los todos los universitarios: docentes, estu­diantes, decanos, y hasta rectores, ya que se ha destacado por ser una figura activa del movimiento político local y universi­tario. Recomienda a las madres prepararse y cuidar bien de sus hijos, no dejarlos solos y estar pendientes de cada paso que dan.

A pesar de contar con 81 años de edad, Tomasina se mantiene activa en el am­biente universitario, promoviendo des­de ya candidaturas a rectores y manifes­tando afectos a todos los uasdianos que la asumen como un ente representativo de la universidad.

Edith Ramírez 
“Que nunca abandonen a sus hijos, que siempre se mantengan supervisán­dolos. Que continúen sus estudios te­niendo siempre en cuenta que los hijos están primero que todo”.

Minerva Trina Mejía
“Que se superen a sí mismas para que puedan dar educación con calidad a sus hijos, que estos vean en sus madres un ejemplo de superación y la tengan como constante referencia para crecer y lograr sus metas”.

Tomasina Concepción de Castro (Moma)
“Que el primer trabajo de una mujer es ser madre, que atiendan a sus hijos, que no los dejen solos y que se manten­gan pendientes de todo lo que hacen”.

 “A mis estudiantes les enseño con la práctica, les muestro la universidad, les instruyo sobre la Madre Nutricia, sobre la Revolución de Abril y otros eventos históricos importantes; yo entro en otro tipo de educación y hago todo lo que está a mi alcance para enseñarles”, explica la maestra Edith.

Compartir:

ARTÍCULOS RELACIONADOS

UASD despide con guardia de honor al exrector doctor Franklin Almeyda Rancier
conoce más
Rector UASD recibe visita de su homólogo de la Universidad Autónoma de Yucatán
conoce más
UASD recibe en donación biblioteca personal del ex rector José Joaquín Bidó Medina
conoce más
UASD inicia actos conmemorativos Revolución de Abril del 65
conoce más

UASD DIGITAL

REDES SOCIALES

/UniversidadUASD
© 2024, Universidad Autónoma de Santo Domingo - Primada de América, Fundada el 28 de octubre de 1538
Alma Máter, Santo Domingo, República Dominicana Teléfono: 1 (809) 535-8273 | Fax: 1 (809)508-7374 | [email protected]